Blog

Fiesta fuegos artificiales

Mes de la fiesta en la Valldigna

En cuanto a las fiestas se refiere, marzo es un mes muy especial para Valencia por la celebración de las Fallas. Sin embargo, para la Valldigna todavía lo es más porque a esta celebración se une otra muy importante como vamos a ver. Pero antes recordaros que la Valldigna es una comarca natural perteneciente a la Safor que está formada por los municipios de Simat, Benifairó, Tavernes y Barx. A excepción de Barx, que está situado en lo alto de una montaña, el resto se ubican en la parte del valle, siendo Tavernes la localidad más próxima al mar.

Ahora que ya estamos ubicados os contaremos que cada 15 de marzo los mencionados pueblos celebran su día grande, el llamado Dia de la Valldigna, en el que se conmemora la fundación del monasterio de monasterio de Santa Maria de la Valldigna, el monumento más emblemático de esta mancomunidad. Con este motivo, durante la semana previa se organizan charlas, actos culturales y musicales, así como ferias medievales, siendo Simat y los alrededores del cenobio el epicentro de la programación.

Uno de los actos más destacados es la marcha a pie en la que los vecinos parten de sus respectivas localidades con antorchas en dirección al monasterio, donde se procede a la lectura de un manifiesto. A continuación suele tener lugar una misa, un ‘correfoc’ y la verbena popular.

Sin duda ésta es una buena forma de calentar motores, pues al finalizar este día tan señalado arrancan las fallas de Tavernes de la Valldigna, donde se viven realmente a lo grande. Dula, Prado, Portal, Passeig, Via y Cambro son las seis fallas de la localidad que cada año compiten para llevarse los primeros premios. Ellas son también las encargadas de amenizar la semana con las tradicionales ‘despertaes’, pasacalles, la música de sus bandas y, llegada la noche, la de las orquestas.

En estos días lo tradicional es comer nuestros platos más típicos, así que lo normal es ver sobre la mesa un buen arroz al horno, una fideuà, un arroz a banda y, por supuesto, la paella. El punto dulce lo ponen las cocas ‘d’ametló’ –cocas cristinas– y los buñuelos de calabaza, delicias que en este pueblo podremos probar y, además, totalmente caseras. Si se os hace la boca agua no os perdáis algunos de ellos en la II Feria de la Valldigna que se celebrará los días 29 y 30 de marzo con el patrocinio del Patronato de Turismo València, Terra i Mar, donde os espera una amplia variedad de productos artesanales y gastronómicos.

Vía / Web oficial de turismo de la Valldigna

Foto / orvalrochefort