Blog

Patos

Avistamiento de aves en la provincia de Valencia

La provincia de Valencia, dada su excepcional ubicación geográfica, es un lugar idóneo para el avistamiento de aves. En función de la época del año, diferentes zonas de diversos municipios acogen a cientos de especies que utilizan sus parajes para refugiarse durante un tiempo, aunque hay otros que son naturales de la zona y habitan allí durante toda la temporada.

Los aficionados a las aves pueden encontrar en esta región cientos de lugares en los que perderse durante unas horas y observar a todas las especies que por allí habitan, que no son pocas. Además, es una excelente oportunidad para pasar el día con la familia disfrutando de la naturaleza y enseñando a los más pequeños acontecimientos que no acostumbran a ver.

Una de las zonas donde podemos encontrar varios tipos de aves es el Barranco del Carraixet, cuenca del río procedente de la Sierra Calderona y que desemboca en el Mediterráneo, tras atravesar el municipio valenciano de Alboraya. Esta zona, perteneciente a la comarca de L’Horta Nord, se caracteriza por estar rodeado de zonas de cultivo propios de la tierra. Esto, unido a la cercanía del mar, reúne a un tipo de aves muy concreto: las acuáticas. De esta forma podremos encontrarnos ejemplares de fochas, de pollas de agua, de garcillas, cangrejeras o de garza común, entre otras muchas.

Otro lugar apropiado para el avistamiento de aves es el Marjal del Moro. Ubicado entre los términos municipales de Puzol y Sagunto, se trata de un entorno protegido cuyo objetivo es la conservación de la avifauna cuya supervivencia está amenazada. Estos humedales son, especialmente, zona de paso para aves que emprenden un viaje hacia zonas estivales de Europa, ya que deben hacer parada obligatoria para alimentarse y conseguir acumular grasas que le ayuden durante el trayecto.

Avistamiento Aves

El Brosquil de Cullera es también un área destacada de movimientos migratorios. Así, aquellos que tengan más conocimientos en el campo ornitológico podrán descubrir ejemplares de ‘tarabilla norteña’ o, incluso, ‘mosquiteros musicales’.

Finalmente, otro destino donde sin duda se divisarán numerosos tipos de aves es la Sierra Calderona. Se trata de un importante territorio natural que se extiende por varios municipios de la huerta valenciana. Aunque las especies de esta zona, al igual que las aves comunes, no alcanzan a despertar en algunas instituciones ornitológicas el mismo interés que otro tipo de familias más valoradas, no puedes perderte este rincón vivo, ya que este paraje nos descubrirá tanto aves menos conocidas – el trepador azul o los roqueros son algunos ejemplos – como vegetación extraordinaria.

Fotos: Martinwcox y Wikimedia