Blog

Vias ferratas

Apúntate a descubrir las vías ferratas de Valencia

Cada vez hay más personas que ven en los deportes de aventura y el turismo activo son uno de los motivos para hacer una escapada de fin de semana o pasar un día en la naturaleza. Uno de ellos es la escalada, que en Valencia se puede practicar en lugares como Cheste, Chulilla o Buñol; pero para los que no estén habituados a la escalada o quieran algo un poco más fácil tenemos cuatro vías ferratas en la provincia de Valencia.

Son itinerarios equipados con cables y escalones para poder ascender con seguridad por la pared y llegar a zonas de difícil acceso. Eso si, cada uno debe ir con su equipo de seguridad básico (casco, arnés y un disipador de energía con los mosquetones homologados). Si os ha picado el gusanillo, vamos a conocer estas vías ferratas:

  • Les Marujes (Tavernes de la Valldigna, La Safor): empezamos por todo lo alto, ya que la vía ferrata de Les Marujes es considerada la más difícil de la Comunitat Valenciana debido a su verticalidad, las grapas alejadas y a algún paso atlético. Está en la Penya Rotja, y para llegar a ella solo tenemos que seguir el sendero PR V-38.
  • Los Fresnos (Quesa, la Canal de Navarrés): de la más antigua a la más nueva, ya que la vía ferrata de Los Fresnos se instaló en noviembre del año pasado. Se sube por resaltes rocosos, con tramos desplomados aunque cortos; y la ausencia de chapas para rapelar se soluciona llevándolas nosotros mismos o bajando por un sendero que nos lleva al inicio. Está en el Charco de la Horteta, al que se llega tanto por carretera como a pie desde Quesa.

  • L’Aventador (Xàtiva, la Costera): otra vía algo complicada, tanto por la pared vertical como por los escalones, más separados de lo habitual, lo que obliga a pisar piedra. Además, el cable tiene una funda de plástico donde se enganchan los mosquetones. Sin embargo, las vistas del río Albaida desde arriba compensan todos estos inconvenientes. Está en la Chopada, muy cerca de la famosa Cova Negra.
  • Fuente del Chorrillo (Tous, la Ribera Alta): acabamos con la vía más sencilla, ya que los escalones están bastante cerca y es fácil asegurar con cuerda. Además, el descenso se puede hacer rapelando o a pie por un sendero. La vía está a los pies de la Fuente del Chorrillo, y para llegar dejaremos el coche en el parking del pantano de Tous y seguiremos el sendero que nos lleva a la fuente.

Más información: Raúl Vicedo

Foto: Mancomunitat de la Valldigna